¡Ganó San Lorenzo!

San Lorenzo superó por uno a cero a Junior en lo que fue la primera victoria del equipo de Almirón.

Belluschi, que salió con una lesión

Belluschi, que salió con una lesión

La tarde hacía sentir la presión. En el estadio Pedro Bidegain se vivía un excelente clima para jugar un partido, y más si el encuentro refiere a la Copa Libertadores. Luego de semanas muy complicadas para San Lorenzo, el equipo de Almirón saltaba a la cancha con: Monetti, Salazar, Coloccini, Senesi, Pérez; Belluschi, Poblete, Román Martínez; Juan Camilo Salazar, Blandi y Rentería.

En el inicio del partido san Lorenzo se hizo amo y señor de la posesión del balón y por momentos abusó de ella, como ya es costumbre. También se volvió habitual, que a San Lorenzo le falte profundidad, cosa que se vio reflejada en el equipo durante la primera parte. Junior defendía su arco mientras que promediando los 28 minutos del primer tiempo, el colombiano Fuentes golpeó a Damián Pérez sobre el lateral y fue expulsado. Como si San Lorenzo no tuviera el favoritismo por ser local y por la chapa de la grandeza, la inferioridad numérica de Junior la obligaba al Ciclón a conseguir una victoria. A partir de ahí el equipo cafetero se refugió mucho por su desventaja y San Lorenzo no pudo penetrar. Finalizando la primera parte, Fernando Belluschi sufrió un golpe que lo sacó de la cancha por un tiempo, pero en el descanso se volvería definitivo. El equipo se retiró entre aplausos por el esfuerzo y por la intención.

En el segundo tiempo la gente perdió la paciencia. San Lorenzo necesitaba aquel gol que lo acomode el partido y lo deje imponer su juego. La pelota se mantenía en los pies de los azulgranas pero Junior se resguardaba y complicaba de contra. El jugador de más no se hacía notar, y en un mal momento del equipo de Almirón, un apagón sacudió al Nuevo Gasómetro. En aquellos minutos sin luz, los jugadores descansaron y la gente se hizo escuchar. “Hoy no podemos perder”, bajó enérgicamente de los cuatro costados. En realidad, tampoco estaba permitido el empate. Había que cortar la racha. San Lorenzo intentaba pero era impreciso en los últimos metros, hasta que luego de una gran jugada colectiva Román Martínez quebró el resultado para poner en ventaja a los azulgranas. El resto del partido, el equipo de Almirón sufrió. No por una complicación real, sino porque el que se quemó con leche ve una vaca y llora. En el final podría haber llegado el segundo, pero Fértoli malobró un mano a mano en el travesaño y luego falló el rebote. San Lorenzo no jugó bien, pero ganó.

San Lorenzo acumula cuatro puntos en la copa libertadores y se ubica en el segundo lugar por detrás del candidato, Palmeiras. El dos de abril enfrentará a los brasileros en el Nuevo Gasómetro, y el domingo a las 15:30 ante Rosario Central en Arroyito.

Facundo Osés

@FacundoOses

Comentarios
redes sociales
-