Pisa firme y fuerte

San Lorenzo le ganó por 2 a 0 a Arsenal en Sarandí, en un partido que se veía difícil desde el arranque. Los goles los hicieron Blandi y el debutante Ramírez

Belluschi volvió a tener un buen partido

Belluschi volvió a tener un buen partido

Público visitante parecía el de Arsenal. La parcialidad azulgrana copó el Viaducto y Sarandí se preparaba para vivir la cuarta fecha de la Superliga entre el puntero Arsenal, y su escolta San Lorenzo. Pizzi salió a la cancha con Navarro; Salazar, Coloccini, Senesi, B. Pittón; Poblete, Menossi; A. Romero, Belluschi, Ramírez; Blandi.

Dos debuts se preparaban para mostrar ante seis mil almas de San Lorenzo todo lo que tenían para dar. Ángel Romero por derecha y Ramírez por izquierda eran las cartas nuevas del Ciclón. El partido se planteó de manera desprolija ya que San Lorenzo mostraba algún tipo de seguridad cuando tenía la pelota y atacaba bien, pero sufría en defensa. La presión no hacía efecto, hasta que el rumbo del partido cambió con el primer gol azulgrana. Tras una gran jugada de Menossi, apareció habilitado Ramírez por la izquierda que definió bien, por debajo del cuerpo del arquero. A partir de ahí todo fue diferente, ya que Arsenal dejó de superar la presión. El segundo gol, llegó luego de una gran escalada de Salazar que dejó solo a Blandi para que marque su gol 63 en San Lorenzo. En este marco el equipo de Pizzi se fue al descanso.

El segundo tiempo comenzó con un cambio que fue obligado por un malestar estomacal. Ingresó Barrios por Ángel Romero y el esquema fue el mismo. Con un San Lorenzo más tranquilo que descansó la pelota en el rival, Belluschi logró forzar la expulsión de Suárez que lo contuvo tras una gran jugada del 16. "Desde el cielo te voy a seguir cuando me muera" bajaba de tres costados del Estadio Julio Grondona. Resulta que la gente ya se sentía victoriosa, con un dos a cero arriba y un jugador más. El problema es que los jugadores también sintieron ese relajo, y Arsenal superó a San Lorenzo desde lo futbolístico a pesar de todas las adversidades. Gaich ingresó por Blandi para probar al juvenil y Óscar Romero entró por Ramírez para tener la pelota. Los ingresos hicieron descansar a San Lorenzo que dejó correr el tiempo con grandes destellos de Belluschi y Óscar

San Lorenzo ganó y se encuentra con 10 puntos en la cima de la Superliga. Deberá esperar por algunos resultados que pueden empatar la marca del Ciclón pero no bajarlo de la punta del torneo. El sábado que viene, San Lorenzo recibirá a las 15:30 a Unión en el Bidegain.

Facundo Osés

@FacundoOses

Comentarios
redes sociales
-