“Ni loco me iba a ir libre de San Lorenzo”

Nicolás Bianchi Arce habló con Mundo Azulgrana vía Instagram Live y recordó los momentos del campeonato ganado en 2007 y cómo vivió el equipo el camino a la promoción.

El nombre de Bianchi Arce comenzó a generar un lazo gigante con San lorenzo desde el glorioso Clausura ganado bajo el mando de Ramón Díaz: “El campeonato de 2007 fue lo más lindo que me tocó vivir en mi carrera. Veníamos de golpes duros y eran mis primeros pasos en primera. Ese equipo tenía de todo, al Lobo en el medio, la defensa que estaba a full y a Orión, que hasta se ganó un puesto en la selección. Sabíamos que no se nos podía escapar”.

Sin dudas, uno de los golpes más duros que se vivió por entonces fue la Copa Libertadores 2008, a la que el equipo se perfilaba para consagrarse por primera vez: “Sentíamos que la ganábamos, en especial cuando le ganamos a River, porque estaba muy difícil y fue un batacazo. Llegó la eliminación y ver cómo lloraban todos en el vestuario fue de las marcas más duras de mi carrera. Fue una desilusión terrible, muy dolorosa.”.

El camino a la promoción en 2012, estuvo marcado por los altibajos que presentaba un plantel que tenía jerarquía: “El vestuario después del partido con independiente era terrible. Nos fuimos amargados, pero en el micro escuchábamos los resultados que no nos favorecían y dijimos ´estamos fritos´. Sentimos todos que se nos venía”.

Además, la presencia de las grandes figuras hacía entender el momento doloroso que se vivía por entonces: “Al mirar para el costado a Romeo y a Romagnoli, ver cómo sufrían y lloraban, me partía el alma. Estar en esa situación con un equipo grande es muy distinta a llegar con otro. Sin embargo, en el momento de la promoción, sabíamos que la ganábamos".

Pese al duro momento, resaltó la actitud de los hinchas: “En todo el torneo de la promoción no hubo nunca un insulto. Los socios iban al hotel y hablábamos lo más tranquilos, era un apoyo gigante. Hoy los hinchas me agradecen más por haber sido capitán de ese equipo, que por haber ganado el torneo de 2007”.

Al momento de su partida, reconoció: “Cuando me vienen a comprar, yo era el capitán cobrando el mínimo y lo primero que le digo a Lammens es ´yo no me voy libre de San Lorenzo ni loco´, cosa que reconoció y por eso tengo una buena relación con él”.

Finalmente, destacó sobre la posible vuelta del Pitu Barrientos para retirarse en CASLA: “Se merece volver por el jugador que es. Sé que se muere por vestir la camiseta y retirarse acá. Hay que darle la chance de volver a todos los que están identificados con el club”.

Marcos Bishop

@marcossbishop

Comentarios
redes sociales
-