Las primeras decisiones de Cetto en el Ciclón

El flamante mánager de San Lorenzo ya tiene definidos los pasos iniciales para arrancar a trabajar cuanto antes. Mundo Azulgrana te cuenta los movimientos que hará el Colo para encauzar el fútbol del club.

Cetto ya pone manos a la obra en el Ciclón. Foto: Clarín

Cetto ya pone manos a la obra en el Ciclón. Foto: Clarín

El teléfono de Mauro Cetto finalmente sonó y del otro lado se escuchó lo que esperaba: la confirmación de que fue elegido como el mánager de San Lorenzo. El diálogo con la dirigencia azulgrana se venía dando más fluido en los últimos días, pero restaba el okey definitivo. Ahora, con el puesto oficializado, el Colo ya se mueve para empezar a moldear su proyecto en el club con el que ganó como jugador la Copa Libertadores en 2014.

¿Cuáles serán las primeras maniobras de Cetto en su nuevo cargo en el Ciclón? Lo primero y más urgente a resolver será la designación de un entrenador para el equipo. Para ello, la prioridad del flamante director deportivo azulgrana será la de sentarse cara a cara con Leandro Romagnoli, el DT interino.

Puertas adentro, el Pipi ya hizo saber sus intenciones de continuar dirigiendo, y mantenerlo en el puesto no es algo que se descarte en absoluto. Es que el perfil de entrenador a buscar está limitado al presupuesto que se maneje para pagar su contrato. Y ante la premisa de reducir el gasto futbolístico, la alternativa de sostener a Romagnoli toma fuerza. De todos modos, podrían surgir otros nombres acercados por Cetto, que a su vez llega con al menos dos personas de confianza en su equipo de trabajo para las labores diarias en todos los frentes.

La idea es que haya un nuevo técnico para cuando el plantel retorne a las prácticas e inicie la pretemporada. Casi a la par deberá ir trabajando en la reducción del presupuesto justamente del plantel de jugadores, que deberá recortarse en un 40 por ciento según las estimaciones de la dirigencia. Para ello tendrá que sentarse a renegociar contratos en algunos casos y en otros una salida, ya sea por venta, préstamo o rescisión de común acuerdo. Una tarea que llevará más tiempo.

Cetto pondrá el foco en volver a armar un vestuario unido. En el último tiempo el grupo se partió y eso atentó con la armonía interna. El mánager buscará crear objetivos comunes y generar un cambio de clima. La negatividad se asentó en el ambiente de Boedo y será una de sus labores bajar línea para revertir este escenario adverso y recuperar confianza. El objetivo deportivo será entrar a la Copa Libertadores de 2022.

El armado del equipo para el próximo semestre en este contexto de austeridad será todo un desafío. Ya sabe Cetto que tendrá que agudizar el ingenio para conseguir refuerzos. Pero, según pudo saber Mundo Azulgrana, tiene como objetivo cortar con la llegada de jugadores de relleno que terminan siendo suplentes y tapando pibes. La intención es que haya incorporaciones aunque deberán ser libres o a préstamo o por un valor que no pase el límite presupuestario. Habrá lugar para los juveniles, pero para mechar entre los hombres de experiencia.

En su libreta de prioridades está conversar con los dos scouts que hoy tiene el club y ajustar también esa área. Y pondrá especial atención en la Inferiores. Cetto arriba con la postura de hacer una profunda auditoría interna de las divisiones juveniles para conocer de primera mano el estadio real de las mismas. Y es muy probable que un integrante de su equipo de trabajo se aboque exclusivamente a lo que allí ocurra para que el proyecto sea integral. El exdefensor considera que el mánager tiene que estar al tanto de todo lo que pasa también en Inferiores día a día.

Así será el arranque movido que tendrá Mauro Cetto al frente de San Lorenzo, un grande en problemas que necesita volver a levantarse.

Nahuel Lanzillotta

@LanzillottaOk

Periodista. Deportes. Clarín.

Comentarios
redes sociales
-